Saltar a: navegación, buscar

Sauron

Sauron
Maiar
Helix Fate - Annatar.jpg
Información biografica
Otros nombresAnnatar
Señor Oscuro
Mairon
Nigromante
La Sombra
Descripción física
RazaMaiar

Sauron fue el más grande y fiel sirviente de Morgoth, antes y durante la Primera Edad. Luego de la caída de su amo, él continúo intentando conquistar una y otra vez la Tierra Media durante la Segunda Edad y la tercera. Engañó a los Elfos de Eregion que le guiaron en la construcción de los Anillos de Poder y creó el Anillo Único a escondidad de ellos, convirtiendose así en "El Señor de los Anillos". Pasó 16.000 años en la Tierra Media, sólo igualado por Tom Bombadil.

Historia

Origen

Como todos los Maiar fue creado por Ilúvatar, y en un principio, él fue uno de los Maiar en entrar a Ëa, donde se convirtió en uno de los Maias de Aulë, el herrero, de donde viene su destreza en ésta profesión, del que fue el más poderoso y donde se le conoció como Mairon. Pero pronto fue secudido por Melkor para luego convertirse en su más fiel sirviente. Así, fue conocido como Gorthaur por los Sindar y Sauron por todos los demás.

Los Años de los Árboles

Luego de que Melkor construyera su fortaleza de Angband en el Noroeste de la Tierra Media, llamó a Sauron para que la comandara. Cuando los Valarcapturaron a Melkor en el Cerco de Utumno, registraron Angband pero no encontraron ningún rastro de Sauron.

Primera Edad

Con el desencadenamiento de Morgoth y la destrucción de los Dos Árboles de Valinor, el Sol se levantó por primera vez y marcó el despertar de los Hombres. Mientras tanto, Morgoth dejó a Sauron a cargo de la guerra, para, en secreto, ir en buscal del segundo de los Hijos de Ilúvatar con el objetivo de corromper su voluntad.

Después de la caída de Fingolfin, Sauron atacó Tol Sirion, además, atacó Minas Tirith y la convirtió en una torre de vigilancia de Morgoth, y convirtió Tol Sirion en Tol-in-Gaurhoth, la Isla del Lobo. Desde ésta Isla, lobos y monstruos salían por las noches para atacar a los Elfos y todo el que pasara cerca de la Isla.

Luego de enterarse de los hechos de Barahir, Morgoth oredenó a Sauron encontrar y matar a todos los culpables. Gorlim fue uno de los involucrados que fue atrapado y llevado ante Sauron, donde le prometió que le liberaría a él y a su esposa Eilinel si le daba información útil. Accedió, les dio la localización del escondite de Barahir. A pesar de eso, Sauron le condenó a muerte.

Beren, el hijo de Gorlin buscó la venganza de su padre, y logró grandes hazañas que llegaron a oídos del mismo Morgoth, por lo que ordenó a Sauron ir en su búsqueda y lo asesinara. Sauron emprendió la búsqueda con un ejército de hombres lobo y varias bestias más.

Más tarde, Beren y sus hombres abandonaron Nargothrond en busca de los Silmarils. Iban disfrazados de orcos, pero aún así Sauron les descubrió y los apresó. Allí, Sauron y Finrod lucharon con las canciones de poder, pero Sauron era más poderoso, logrando apresarlos y enviarlos a un pozo oscuro para que un lobo les devorara uno por uno.

Los últimos en quedar vivos a manos del lobo fueron Beren y Finrod, cuando un lobo atacó a Beren, pero Finrod le salvó atacandóle, pero quedando malherido y falleció poco después dejando solo a Beren. Justo en ese momento, Lúthien Tinúviel llegaba al puente de Tol-in-Gaurhoth donde cantó. Sauron, desde su torre, la reconoció y supo que era la hija de Melian y Thingol y deseaba complacer a Morgoth entregándosela, así que envío a un lobo al puente para capturarla, pero éste fue derrotado por Huan, y así muchos más que fue enviando intentando capturarla siempre con el mismo resultado.

Cansado de ésto, envió a Draugluin, pero de nuevo fue derrotado por Huan, aunque no muerto, y tuvo tiempo de avisarle a Sauron de que Lúthien estaba acompañada por Huan, que no estaba sola, así que Sauron se disfrazó de lobo y fue a atacarlos. Saltó sobre Lúthien, pero Huan saltó y evitó el ataque provocando una lucha entre ambos. Sauron fue derrotado y les dio el poder de la isla a cambio de su libertad. Sauron tomó forma de vampiro y huyó a Taur-nu-Fuin, llenando el bosque de horror.

Luego de la Guerra de la Cólera, la caída de Morgoth y la destrucción de Thangorodrim, Sauron adoptó una forma normal y se arrepintió de todo lo que había hecho a causa del miedo que le tenía a la ira de los Valar. Eönwë ordenó a Sauron a regresar a Valinor para que fuese Manwë quien dictara su castigo. Sauron no quiso ser humillado de esa forma, y huyó y se escondió de nuevo en la Tierra Media.

Segunda Edad

Luego de escapar de los Valar, permaneció ocultó durante 1000 años, se puso un nuevo rostro y se comenzó a llamar a sí mismo Annatar, el señor de los dones, y se hizo amigo de los herreros élficos de Eregion a quienes les aconsejó el uso de las artes y la magia. Aunque se ganó la confianza de muchos de los elfos, jamás se ganó la confianza de Galadriel y Gil-Galad, Rey de los Noldor, pero nadie les escucharon. Se presentó como emisario de los Valar, les dio instrucciones para la fabricación de los Anillos de Poder, con los que podían gobernar todos los elementos de la Tierra Media. Pero él, en secreto, forjó el Anillo Único en el Monte del Destino, para gobernar a los otros anillos y corromper a los Elfos que los usaran. Para lograrlo, imprimió gran parte de su poder en la forja de su Anillo Único.

Sauron forjando el Anillo Único

Desde entonces, Sauron fue conocido como el Señor Oscuro de Mordor y construyó Barad-Dûr, cerca del Monte del Destino y para evitar la invasión construyó la Puerta Negra y donde comenzó a crear sus ejércitos de Orcos, Trolls y hombres, principalmente orientales y sureños.

El apogeo de su poder llegó 700 años después de la construcción de Mordor, en el siglo 17 de la Segunda Edad. Luego de la construcción de los anillos, Celebrimbor y los otros Portadores del Anillo se dieran cuenta de su traición, le declararon la guerra. La Guerra de los Elfos y Sauron se convirtió en una sangrienta guerra que destruyó Eregion y devastó casi todo Eriador. En dicha guerra Celebrimbor fue asesinado y su cuerpo colocado en una estaca que fue paseada por las huestes de Sauron frente al ejército de los Elfos. Los elfos durante la batalla fueron empujados más alla de las montañas azules, donde estaban sus aliados enanos, pero éstos huyeron a Moria, donde ni Sauron pudo atacarles.

Los Númenóreanos, descendientes de Beren y Lúthien Tinúviel, fueron los que respondieron a la llamada de auxilio de los Elfos y enviaron ejércitos en su ayuda. Con los ejércitos reunidos, pudieron derrotar las fuerzas de Sauron en Eriador y tuvo que volver a Mordor con poco más que su guardaespaldas y unos cuantos orcos.

Como su plan con los Elfos había fallado, Sauron distribuyó entonces sus Anillos entre los Hombres y los Enanos. Tampoco pudo corromper a los enanos, pues se mostraron resistentes al poder corruptor de los anillos. Pero con los Hombre sí resultó: los nueve portadores de los anillos fueron corrompidos , y se convirtieron en los Nazgûl, los 'espectros del Anillo' y servidores principales.

Aunque ya no tenía el mismo poder que en la lucha contra los elfos, su imperio sí que era más poderoso que antes: sus dominios se extendieron en toda la zona sur y este de la Tierra Media e hizo suyos los reinos de los hombres bárbaros de la zona. Sauron fue siempre fiel a Morgoth y siguió construyendóle templos y dandóle sacrificios humanos.

Al final de la Segunda Edad se proclamó Señor de la Tierra y Rey de los Hombres.

Ésto ofendió demasiado a los Númenóreanos, que sin saberlo, estaban cayendo ya sobre la sombra de Sauron. Llegaron con un ejército a la Tierra Media para atacar a Sauron pero éste huyó a tiempo. Sauron se dio cuenta que no era capaz de derrotar a los Númenóreanos e ideó otra forma, así que se dejó tomar como rehén por el Rey Ar-Pharazôn. Allí, pasó de ser cautivo a consejero y fue conocido como Tar-Mairon, y convenció a muchos de adorar a Morgoth además de comenzar a realizar sacrificios humanos en su honor, y a perseguir a aquellos que seguían siendo Fieles.

Convenció al rey de rebelarse y declarar la guerra a Valinor, lo que llevó a Eru, el dios supremo de la Tierra Media a intervenir directamente, y hundir a Númenor en el mar, destruyendo todo su ejército y lo que había en ella.

Luego de la inundación, el espíritu de Sauron sobrevivió huyó de nuevo a la Tierra Media, aunque muy debilitado, y quizá con el Anillo Único.

Regreso a Mordor

Luego de huir, regresó a Mordor, donde poco a poco retomó su poder y a ésta etapa se le conoció como los Años Oscuros y fue ya incapaz de tomar una forma justa. Desde entonces comenzó a gobernar en base al terror y a la fuerza.

Mientras, los Númenóreanos sobrevivientes, fundaron los reinos de Gondor y Arnor. Sauron los consideró enemigos y atacó Gondor en el año 3429 de la Segunda Edad.Los hombres, liderados por Elendil formaron la Última Alianza con los Elfos de Lindon, del cual Gil-Galad era su rey, y lucharon juntos contra Sauron en la Guerra de la Última Alianza. La Alianza llegó hasta Mordor y derrotaron las fuerzas de Sauron en la Batalla de Dagorlad, para luego sitiar Barad-Dûr.

El sitio duró siete años, hasta el año 3441 cuando Sauron comenzó un ataque directo y él mismo bajó a luchar en persona. Elendil y Gil-Galad lucharon contra Sauron y le vencieron, pero ambos murieron. Entretanto, Isildur, hijo de Elendil, cortó el dedo de Sauron y reclamó para sí el Anillo Único, luego de que el Anillo le corrompiera y evitara que fuese lanzado a la lava del Monte del Destino.

Sauron quedó muy débil y fue incapaz de volver a tomar una forma física y el Anillo se perdió durante dos mil años.

Tercera Edad

El regreso de Sauron

Se cree que Sauron llegó al oriente para recuperar su fuerza y poder antes de regresar. No fue sino hasta el año T.E. 1000 que Sauron pudo volver a tomar forma y en el 1050 tuvo suiciente poder como para comenzar a lanzar su sombra sobre algunas partes de la Tierra Media. Alrededor de ésta época comenzó a habitar en el sur del Bosque Verde, donde eligió a Amon Lanc como lugar para luego construir allí la fortaleza de Dol Guldur. Los sabios pensaron que sólo era un Nazgûl que moraba en el bosque, pero fue Gandalf en el 2063 los moradores huyeron de él, dando comienzo así a la etapa de la Paz Vigilante

La Paz Vigilante

Sauron volvió a Dol Guldur en el año 2460. Luego de muchos cientos de años de presionar al Concilio Blanco para que tomase medidas contra el Nigromante, Gandalf entró en Dol Guldur en secreto en el año 2850 y descubrió que se trataba de Sauron. Un año después, en el Concilio Blanco Gandalf informó de tan importante hecho y solicitó un ataque inmediato a la fortaleza, pero Saruman se negó, ya que había, según él, descubierto que el Anillo Único estaba cerca de los Campos Gladden.

No fue hasta 90 años después, en el 2941, que Gandalf convenció al Concilio de atacar Dol Guldur y someter a Sauron. Pero era tarde, Sauron había regresado y reconstruido Mordor y su torre de Barad-Dûr ya estaba preparada por los Nazgûl durante esos noventa años.

La Guerra del Anillo

Sauron creó inmensos ejércitos de orcos y se alió y/o esclavizó a hombres del este y sur de la Tierra Media. Fue cuando adoptó el símbolo del ojo sin párpado y ya era capaz de someter con su voluntad a la Tierra Media, así su símbolo fue ya de poder y miedo.

Luego de torturar a Gollum, supo que el Anillo estaba en poder de Bilbo Bolsón y envió a sus siervos más fieles, los Nazgûl a la Comarca, sólo para descubrir que tanto Bilbo como su sobrino Frodo Bolsón ya se habían marchado. Sin saberlo Sauron, Frodo de unió a la Comunidad del Anillo que inició su viaje en busca de destruir el Anillo. Sauron reunió a todos sus ejércitos para conquistar reinos y envío a los Nazgûl en búsqueda de Frodo, para quitarle el Anillo y matarlo. También se enteró de que Aragorn, heredero de Isildur, formaba parte de la comunidad, y reunió ejércitos para derrotarle.

Cuando Saruman fue derrotado, Aragorn usó la Palantir de Orthanc para revelarse a Sauron, que no entendió el mensaje y concluyó que era el portador del Anillo, y envió a su ejército, comandado por el Rey Brujo para tomar Minas Tirith. A ésta batalla se le conoció como Batalla de los Campos de Pelennor.

Aunque Sauron perdió ésta batalla, tenia ejércitos de sobra para asegurarse la victoria definitiva, pues los Hombres quedaron muy débiles y con pocos elementos. Fue cuando Gandalf convenció a los pueblos libres de la Tierra Media a reunirse y luchar contra Sauron, desviando así su mirada de la amenaza real: Frodo, el portador del Anillo, que se acercaba ya al Monte del Destino.

Luego de la destrucción del Anillo, el poder de Sauron se esfumó por completo y su presencia en la Tierra Media llegó a su fin luego de más de 16.000 años. Fue junto a su maestro Moroght, al Vacío.

La sombra de Sauron durante la destrucción del Anillo

Frodo, sin embargo, fracasó en el último momento, incapaz de resistir el poder del Anillo en el lugar de su nacimiento. Pero Gollum inadvertidamente lo salvó por recuperar el anillo en un intento desesperado para poseerla, y luego caer con él en el fuego. Por lo tanto el poder de Sauron estaba sin hacer, y su virtud corporal en la Tierra Media llegó a su fin. Su espíritu se alzaba por encima de Mordor como una nube negro, pero me quedé impresionado por un poderoso viento del Oeste . Sauron ahora estaba lisiado de forma permanente, para no levantarse más, a raíz de su antiguo señor Morgoth en el Vacío. [3] Saruman sufriría un destino similar.

Apariencia física

Sauron debe ser considerado como muy terrible. La forma que tomó fue la de un hombre más alta que la de la estatura humana, pero no gigantesca. En su encarnación anterior fue capaz de ocultar su poder (como hizo Gandalf) y podría aparecer como una figura dominante de gran fuerza y un cuerpo y una actitud y semblante real.

J.R.R. Tolkien

El Nigromante

El Nigromante era una presencia no corpórea que Gandalf menciona brevemente en El Hobbit, pero sin dar muchos detalles sobre él. Tolkien mencionó que originalmente no se trataba de Sauron, puesto que la novela era sólo un cuento de hadas para niños y no iba a formar parte del legendarium, pero para justificar las ausencias de Gandalf en el libro y el ascendente poder y presencia de Sauron como enemigo en El Señor de los Anillos, tuvo que darle la identidad de Sauron al Nigromanete.